Blog personal de Suso, que te ofrece tú dósis de información diaria, con diversas y variadas opiniones, y un amplio espacio dedicado al apartado visual y entretenimiento.

sábado, 21 de junio de 2008

¿El receptor A-GPS del iPhone será de pago? Segunda parte.

Hace pocos días, aprovechando la confusión generada en la práctica totalidad de foros especializados respecto al receptor GPS que va a incorporar la nueva versión del iPhone de Apple, decidimos publicar un pequeño artículo sin más pretensiones que abrir el debate acerca de esta tecnología y aclarar de qué forma funciona para despejar las máximas dudas posibles. Habiendo quedado bastante claro qué es un A-GPS y de qué forma posiciona al usuario, aunque con un punto de suspense esperando que Apple no haga a última hora que altere su normal funcionamiento, el receptor del iPhone posiciona sin necesidad de conectarse a redes GPRS/3G con el consecuente gasto que ello supondría.

El tema hardware lo tenemos ya debatido. Ahora bien, ¿Y el tema software? Parece ser que TomTom va a presentar una versión de su archiconocido Navigator para el iPhone, trasladando a este dispositivo toda su experiencia en el ámbito de la navegación asistida por GPS en carretera. Parece bastante evidente que no tan sólo va a proporcionar el programa y mapas, sino que parece previsible el que TomTom aproveche el tirón de este dispositivo, del que por cierto, un analista comentaba ayer que se van a vender 45 millones de unidades antes que acabe el 2009.

Así pues, y siempre con datos que podrían no confirmarse, uno desearía que no tan sólo se pudiera instalar en el iPhone el típico Navigator con la voz de Marta y los mapas de Iberia, sino que incluyeran servicios añadidos como el MapShare, presente en su gama de PNA's gracias al cual los usuarios pueden enviar correcciones a TomTom para pulir la fiabilidad de sus mapas, correcciones de las que posteriormente todos los usuarios registrados a MapShare pueden beneficiarse. Aprovechando que el iPhone irá ligado irremediablemente a un plan de datos 3G, también sería muy interesante que se pudiera consultar en vivo y en directo las características de un punto de interés fuera de la índole que fuera, desde a un restaurante al museo Dalí.

Un último aspecto que debería preocuparnos en cierto modo es la forma en que TomTom o cualquier otro fabricante de productos software va usar para cobrar los servicios prestados a sus clientes. La fórmula clásica de pagar por el programa no se prevé la adecuada en el iPhone, ya que desgraciadamente todo el mundo lo está viendo como una máquina de hacer dinero y resultaría poco rentable cobrar 100 o 150 euros por un producto que si el usuario quiere, no actualizará en un par o tres de años. ¿Qué otra forma puede ser la escogida? Ni idea, pero yo apuesto por un sistema de pago mensual o anual, con cuotas variables dependiendo la cartografía que queramos utilizar.

No se trata ésta de una idea descabellada y poco probable. Vamos a poner un ejemplo. Sony Ericsson presenta el C905 con receptor GPS y afirma que regala el programa Wayfinder Navigator. Como siempre hay que leer la letra pequeña, la leo, y resulta que Wayfinder Navigator puede ser usado gratuitamente durante tres meses, a partir de los cuales es necesario pagar para poder seguir usando el producto. Las tarifas son bastante competitivas: 79 euros anuales para navegar por todo el continente o 49 euros para poder hacerlo en una única región. No queda ahí la cosa, ya que si el usuario decide suscribirse al servicio SpeedAlert deberá pagar 39 euros más al año, beneficiándose de una completa base de datos de radares fijos y móviles, así como de información del tráfico exclusiva de cada país.

Llegados a este punto, recapitulemos. ¿TomTom va a vender un producto y olvidarse del mismo una vez el cliente lo haya pagado? ¿Va a crear servicios añadidos de pago como podrían ser radares, información del tráfico, estado de las carreteras o la predicción meterológica especialmente diseñados para el iPhone? ¿Nos tendrán esclavizados de por vida a base de cuotas mensuales o anuales? Y lo más importante, ¿Estarías dispuesto a pagarlo?

Autor: Vicenç Lacruz

No hay comentarios:

Cuadro de búsqueda :

Resultados de búsqueda :

Se ha producido un error en este gadget.

La Voz de Galicia | Tecnología

La Voz de Galicia | Sociedad

La Voz de Galicia | Cultura

La Voz de Galicia | Deportes

La Voz de Galicia | A Coruña

La Voz de Galicia | Carballo